Reciba las últimas noticias sobre temas interesantes con NewsHub. Instalar ahora.

"Alba me decía que me quedara tranquilo, yo seguía escuchando voces", y otras frases de José López en su declaración

11 de agosto de 2016 22:20
31 0
"Alba me decía que me quedara tranquilo, yo seguía escuchando voces", y otras frases de José López en su declaración

Contó que se sentía perseguido y espiado, y que una parlamentaria del Mercosur se lo había advertido; subrayó que lo representó una abogada mediática porque no estaba en su "sano juicio"; confesó que se quiso suicidar pero que no encontró su Glock

José López declaró ante el juez Daniel Rafecas en la causa por enriquecimiento ilícito que se lleva adelante en su contra. Ante el magistrado, relató su derrotero durante las horas previas a ser detenido en el monasterio de General Rodríguez, contó que se sentía perseguido y que sobre esa situación había sido advertido por una colega en al Parlasur, donde el ex funcionario ganó una banca en 2015. También explicó por qué lo defendió la mediática abogada Fernanda Herrera, confesó que quiso suicidarse antes de llevar los bolsos al convento y recordó su relación con el obispo Héctor Di Monte.

Estas son algunos de los pasajes salientes de la declaración del ex funcionario kirchnerista, detenido en el penal de Ezeiza.

"Estaba muy ansioso por estar frente a Su Señoría en este momento. No como la primera vez, en la que estaba fuera de mí, no estaba en mi sano juicio, porque ninguna persona en su sano juicio elegiría como defensora a la que dicen que yo elegí, porque en realidad, en ese momento no estaba en condiciones de valerme por mis propios actos"

"Me voy a referir a los días previos, más precisamente a mediados del mes de mayo, cuando en Montevideo, Uruguay, en la sesión de parlamentarios del Mercosur, un parlamentario me dijo: 'A vos, a mí, a Rossi y a otros parlamentarios más los están investigando (...) El parlamentario que me hizo este comentario fue Alejandro Karlen"

"[Cuando le escribía un mensaje al coordinador de una maestría que cursaba] Cuando empiezo a escribir, desde el celular, y para mi sorpresa, empezaron a intercalarse las palabras, a ponerse al revés, a ponerse las palabras en inglés, una serie de incoherencias"

"En el Whatsapp personal instalado en el celular Iphone de mi propiedad, me ingresó un afrase incoherente de un amigo, que decía 'Qué hacés, leñador', y ese mensaje era de mi amigo "El Topo" Devoto, que siempre me manda mensajes acerca de la campaña"

"Al llegar al estacionamiento [de la oficina de la calle Lavalle] estaba muy angustiado, excitado. Cuando me bajé [del auto] llevaba en el maletín la computadora, con la que podía ingresar a la base de datos de la Universidad de Salamanca, una notebook vieja, y recuerdo muy clarito a una pareja, que viene atrás mío y dijeron: '¿Qué llevará en ese maletín? ¿Droga? ¿Dólares? Nosotros queremos ese maletín"

"A la noche, cuando llegué a la casa, encendía el televisor y escuchaba voces burlonas, incoherencias, cosas sin sentido. Mi mujer me decía que tenía que descansar y que estaba delirando. Le comenté que el único lugar donde hallaba paz era en el convento de la madre Alba. Ella me comunicó con Alba. Alba me decía que me quedara tranquilo, yo seguía escuchando voces"

"Subí muy nervioso al dormitorio, fui con la clara intención de buscar la pistola Glock. No la hallé, entonces me acordé de la carabina. Cuando bajé con la carabina, mi señora se asustó, levantó la cartera y salió. Se fue en el auto, yo me quedé solo. Recuerdo en ese instante,, que estaba con la carabina en la mano, escucho una voz masculina que decía: 'Te va a pasar lo mismo que al Lauchón [Viale]. Yo solté la carabina y le dije: 'No soy Nisman, no me voy a suicidar"

"Fui hasta la casita que está al frente del inmueble, saqué una escalera tipo tijera. Ingresé a la casa principal, a ese lugar inaccesible que nadie sabía, en mi habitación en el primer piso, que hay como una ventana por donde se accede al lugar donde está el tanque de agua. Estaban ahí los bolsos, en un lugar tapados, como en un falso piso. Tomé los bolsos y los bajé. Cuando ingresé al auto recuerdo una voz que me dijo: '¿Que vas a cazar, pajaritos?'. Y ahí salí en el auto, llevaba la carabina descargada en el asiento del acompañante"

"Quiero aclarar que no había tomado absolutamente nada, ni drogas, ni alcohol, ni pastillas. Llevé el arma conmigo, supongo, para defenderme de lo que yo esperaba enfrentarme. Cuando yo busco la pistola Glock, tenía intenciones de matarme. Meses antes había tenido una discusión por celos con mi señora y allí también manifesté intenciones suicidas; y esa es la razón por la cual ella, en ese momento, me escondió la Glock"

"Me perdí, di un montón de vueltas y, de repente, ubico la calle pavimentada que llevaba directo hacia el convento. Toqué el timbre varias veces, con el auto en marcha, las luces encendidas y las ventanas bajas. Sigo tocando el portero, no atendía nadie. De repente, agarro los bolsos y los arrojé al otro lado del portón. Arrojé la carabina descargada, los cargadores, y salté"

"Cuando llego a la puerta de la vivienda, cuando estaba en la galería, veo por la calle de enfrente una camioneta tipo Ranger, con cuatro a seis personas, una de ellas filmando. Y una de ellas dijo: '¡Ahí está, ahí está!'. Acto seguido, la hermana me abrió la puerta e ingresé al convento"

"Fui a la habitación donde estaba la madre Alba. No recuerdo haberle hablado, sí haberla escuchado, me decía que me quedara tranquilo. Les pidió a las hermanas que le trajeran unos scones, que a mí me gustaban mucho. Obviamente, ellas no sabían que había en esos bolsos"

"Di Monte participó en dos eventos importantes para mí, que fueron darle la unción de los enfermos a mi madre antes de morir, en 2011, y a mi padre, que murió en febrero de este año"

"Conozco a Andrés Galera desde 2006, como miembro de Cavera [Cámara de la Vivienda Económica de la República Argentina]"

"A Eduardo Gutiérrez lo conozco como empresario de la CAC [Cámara Argentina de la Construcción]"

"La empresa de Andrés Galera hizo una sola obra que fue licitada por la Subsecretaría de Obras Públicas de la Nación (...) La empresa de Eduardo Gutiérrez realizó dos obras que también licitó la Subsecretaría de Obras Públicas, una fue el hospital Posadas y la otra, el Museo de Malvinas"

"Niego rotundamente que esa vivienda [la de Dique Luján] forme parte de mi patrimonio y niego rotundamente que Andrés Galera o Eduardo Gutiérrez fueran testaferros míos"

"Ni mi señora, ni mi suegra, ni ningún miembro de la familia sabía de la existencia de los bolsos con ese dinero. Lo que voy a decir por ahora con respecto a ese dinero es que ese dinero no me pertenecía, ese dinero pertenecía a la política. Y yo, cuando tenga la fortaleza física, psicológica y espiritual necesaria, voy a dar todos los detalles con relación a ese dinero"

"Por último, quiero decir que ni yo, ni mi señora, ni mi familia nos enriquecimos con la función pública. Tenemos las mismas propiedades que en 2003"

Fuente: lanacion.com.ar

Compartir en las redes sociales:

Comentarios - 0