Reciba las últimas noticias sobre temas interesantes con NewsHub. Instalar ahora.

Cruce entre Nación y Ciudad por tarifa de los servicios públicos

11 de abril de 2015 14:17
12 0

El ministro de Planificación Federal, Julio De Vido, afirmó que el jefe de Gabinete porteño, Horacio Rodríguez Larreta "quiere que la Ciudad de Buenos Aires tenga el control de los servicios públicos que regula el Estado Nacional (electricidad, gas y agua) para dolarizar las tarifas y aplicar aumentos exponenciales de hasta 2.000 por ciento".

De Vido afirmó que aumentos de esa magnitud aplicó "la gestión del PRO con peajes, ABL y el subte" y consideró que "es una nueva muestra del desprecio que tiene por el conurbano bonaerense porque quiere destruir las unidades de negocios de un servicio que no sólo abastece a la Ciudad de Buenos Aires sino a toda la región metropolitana para que haya un usuarios de primera y de segunda".

De esta manera el ministro se refirió a las expresiones de Rodríguez Larreta, precandidato a jefe de Gobierno de la Ciudad por el PRO, quien en una entrevista aseguró que es prioritario el traspaso "de Edenor y de Edesur, del agua y del gas" al ámbito de la capital, porque el Ejecutivo porteño quiere "poder tener incidencia en las tarifas y las inversiones de las empresas".

"Es una falta de respeto para los otros municipios donde se prestan los servicios, lo que demuestra el autoritarismo del PRO", sostuvo el ministro.

De Vido agregó que "habría que analizar detalladamente los socios de Edenor y Edesur, algunos fuertemente ligados a (Mauricio) Macri, que no serían ajenos a esta operación".

Para el ministro "sería bueno que explique si para hacer las inversiones va a aumentar fuertemente las tarifas, para que sólo unos pocos puedan pagarlos o bien se va a endeudar como la administración del PRO", subrayó.

Además, destacó que "en 2013 el Gobierno de Macri aprobó un plan de inversiones para obras de infraestructura por 7.500 millones de los cuales dos años después llevan ejecutado menos del 70 por ciento, lo que muestra un alarmante nivel de subejecución sobre un monto aplicado a obras casi nulo o insignificante en relación con los cuantiosos recursos con que cuenta la Ciudad que alcanzan los 70 mil millones de pesos por año".

"Está más que claro que la política de infraestructura y servicios públicos del PRO es no ampliar servicios y ajustar su consumo vía precio o tarifas como el ABL que aumentó más de 500 por ciento, mientras que el peaje se incrementó en promedio un 800 por ciento con casos como la Autopista Illia en que la suba alcanza el 2.000 mil por ciento en sólo 7 años", agregó el ministro.

Se quejó también de que "no hay registro en el mundo de una suba tan brutal con un costo por kilómetro que supera ampliamente el promedio de la región sólo comparable con países como Francia".

Asimismo, De Vido señaló que la Ciudad es el distrito que recibe el mayor monto de subsidios per cápita del Estado Nacional para servicios públicos en todo el país.

Fuente: ambito.com

Compartir en las redes sociales:

Comentarios - 0