Reciba las últimas noticias sobre temas interesantes con NewsHub. Instalar ahora.

Musulmanes arrojan al mar a los cristianos de un barco de refugiados

17 de abril de 2015 12:02
20 0

La policía italiana arrestó ayer a 15 hombres africanos acusados de lanzar por la borda a aproximadamente una docena de cristianos en un barco de inmigrantes en el Mediterráneo, en momentos en que se intensifica la crisis migratoria que sufre el sur de Italia.

Además, se informó de 41 muertes en un incidente separado. La policía en la capital siciliana de Palermo dijo que arrestó a los hombres, de Costa de Marfil, Mali y Senegal, después de que los supervivientes les informasen de que habían arrojado al mar a 12 personas de Nigeria y Ghana y amenazado a otros cristianos.

acusados de homicidios. Los 15 hombres fueron arrestados bajo la acusación de homicidio múltiple motivado por odio religioso. "El motivo de su resentimiento se debe a su fe", dijo la policía. "Se nos dijo que 12 personas se ahogaron en las aguas del Mediterráneo, todos ellos nigerianos y ghaneses", agregó.

El relato de los supervivientes pone de relieve el creciente caos que vive el Mediterráneo, donde miles de inmigrantes, muchos huyendo de la guerra y las privaciones en África, intentan cruzar el mar en barcos desvencijados con la esperanza de encontrar una vida mejor en Europa. En torno a 20.000 inmigrantes llegaron a la costa italiana este año, según estima la Organización Internacional para las Migraciones, menos de los que arribaron en los 4 primeros meses del 2014, pero el número de muertes casi se multiplicó por 9.

migrantes muertos. Se cree que en torno a 450 personas murieron esta semana. Los inmigrantes rescatados que llegaron al puerto siciliano de Trapani dijeron que otros 41 pasajeros que viajaban con ellos se habían ahogado. Unas 400 personas murieron a principios de la semana, cuando los tripulantes de otro barco se agolparon en uno de los lados del navío, desequilibrándolo y haciéndolo volcar, según dijeron los supervivientes. Los traficantes de personas se aprovecharon del vacío de poder en Libia para cobrar 1.000 dólares a cada inmigrante que incluyen en las travesías. Algunos incluso son violentos, amenazando a la guardia costera con ametralladoras para evitar que confisquen sus barcos.

Los sospechosos de asesinato estaban entre los 100 inmigrantes trasladados a Palermo el miércoles. Los arrestos tuvieron lugar sobre la base de los testimonios de unos 10 supervivientes, que dijeron que habían partido de Libia en un barco inflable el martes, reveló la policía.

Fuente: ultimahora.com

Compartir en las redes sociales:

Comentarios - 0