Reciba las últimas noticias sobre temas interesantes con NewsHub. Instalar ahora.

"Las palabras no alcanzan para describir a Griezmann": Simeone

8 de abril de 2017 17:54
24 0

MADRID - Antoine Griezmann enloquece a la Liga y emociona al técnico Diego Simeone, que prefiere no pensar en cuánto tiempo le durará la estrella al Atlético de Madrid antes de que venga un grande como el Real Madrid a quitárselo.

El atacante rojiblanco decidió el derbi entre el Real Madrid y el Atlético disputado éste sábado en el Santiago Bernabéu cuando a cinco minutos del final marcó el tanto que significó el 1-1 definitivo, privando al acérrimo rival de dos puntos que, a dos semanas de que se dispute el clásico español y con sólo siete jornadas de Liga por delante, podrían ser determinantes para el título. Para el Atlético, en cambio, fue misión cumplida pues el empate le permite conservar la tercera plaza.

El francés fue el jugador que dio algo de colorido a un partido que poco tuvo de atractivo.

Real Madrid apenas pudo acertar a realizar seis disparos a gol en 20 intentos y si logró adelantarse, ya iniciada la segunda mitad, fue debido a su gran eficacia en las jugadas a balón parado. El Atlético, por su parte se apegó a su fórmula de siempre – entregar el balón y esperar el error del rival en el centro del campo para contraatacar, a sabiendas de que cualquier balón en los pies de Griezmann pasada la mitad de la cancha se va a traducir en oportunidad de gol.

Y como de costumbre, no necesitó de numerosas oportunidades para salirse con la suya. El ‘7’ lo hizo posible exactamente de la manera en que Simeone se propuso abrir el partido en cuanto envió a la cancha a Ángel Correa para hacer frente a la última media hora del partido: con un pase a profundidad del argentino y un remate certero del máximo goleador rojiblanco.

“Fernando (Torres) estaba haciendo un partido fantástico, pero entendía que se necesitaba un paso más hacia delante con la agilidad de Ángel Correa que podía conectar bien con Griezmann”, explicó el técnico rojiblanco en rueda de prensa tras el encuentro.

Correa no necesitó hacer mucho más que abrirse paso entre la defensa merengue y poner un pase clave. El desgaste de los rivales y sus nervios ya corrían por cuenta de su compañero, que llevaba todo el partido moviéndose por toda la cancha para aprovechar el mínimo error defensivo de los locales. Tuvo dos oportunidades claras y creó otras dos (de sólo diez registradas por el Atlético), además de colaborar en defensa con varios robos en el centro del campo.

El atacante del Atlético, de juego alegre, contrastaba con la llamada ‘BBC’, que pese a los esfuerzos pudo lucir muy poco y contribuir aún menos de una manera decisiva al juego del Real Madrid.

Para Simeone, lo que lo diferencia del resto no es su inmenso talento (que lo tiene), si no sus ganas e “ilusión”.

“De Antoine… A veces las palabras no alcanzan para describir a un jugador con ilusión. Más allá del talento, es un jugador que trabaja, corre, se mete entre los mediocampistas, profundo. A mí esas cosas me emocionan de cualquier futbolista. Te dan estas cosas que son las más importantes y cuando un jugador talentoso como lo es Griezmann se entrega de esta manera es un placer verlo”, dijo Simeone, renuente, sin embargo, a encumbrarlo como el mejor jugador del partido, ya que para él, “Girezmann estuvo al nivel de Savic, Godín, FIlipe y Gabi. Todos ellos fueron los mejores del partido”.

Y es que con cada exhibición, el futuro del francés parece alejarse un poco más del Atlético de Madrid. Es sabido que el Manchester United no ha quitado el dedo del renglón y está esperando a que llegue el verano para venir a buscarlo. También es secreto a voces que lleva un buen rato en los planes de Florentino Pérez, presidente del Real Madrid, y que es cuestión de tiempo para que se acerque al río a desembolsar el monto total de la cláusula de rescisión del jugador, algo que de acuerdo con L’Equip podría suceder tan pronto como 2018.

Tras la última renovación de contrato, hasta 2021, la cláusula de de Antoine Griezmann ha llegado hasta los 100 millones de euros, que viene a ser lo mismo que en teoría costó Gareth Bale al Real Madrid hace casi cuatro años o lo que supuestamente pide el Mónaco por el adolescente que ha conquistado a media Europa, Kylian Mbappe. Si es cuestión de números, la desorbitada suma casi suena a ofertón.

El francés suma ya 23 tantos y once asistencias en 43 partidos disputados con el Atlético de Madrid, un equipo que no suele registrar más del 49% de la posesión del balón y que registra menos de 15 disparos por partido.

Su crecimiento como rojiblanco, donde realmente ha explotado como centro delantero, enorgullece a su técnico, quien recordó que a su llegada en 2014, “me peleé con un montón de gente cuando me lo ponía en medio. Que vino para la banda y las diagonales largas. Pero tiene timing, precisión, giro con pelota. A él le ha costado; acuérdense esos primeros cuatro meses que fueron muy difíciles”.

En lo que respecta al futuro del jugador de 26 años, sin embargo, prefiere no pensar.

“No sé a dónde va a ir”, dijo a la primera insinuación de una posible oferta merengue. El jugador, mientras tanto, se deja querer. Y más que querer, admirar.

“No hay nada (de acuerdos) con el Real Madrid”, aclaró el atacante en la zona mixta del Santiago Bernabéu ante la prensa francesa, aunque no logró tranquilizar del todo a la parroquia rojiblanca, pues agregó que aún sin una oferta de por medio, “es un orgullo que se diga que intereso al Real Madrid”.

Fuente: espn.com.ar

Compartir en las redes sociales:

Comentarios - 0