Reciba las últimas noticias sobre temas interesantes con NewsHub. Instalar ahora.

Randazzo logró presentar lista con Bali Bucca, pero terminó con un armado débil

25 de junio de 2017 00:19
29 0

Eduardo "Bali" Bucca, intendente de Bolívar, encabezará la boleta de diputados nacionales de Florencio Randazzo, que también eligió a Florencia Casamiquela como segunda candidata a senadora.

El intendente de Bolívar logró desplazar sobre el final a Julián Domínguez que se fue de la sede del Palacio Raggio muy ofuscado. Se entiende, con los bajos índices que hoy presenta el ex ministro de Transporte en las encuestas, uno de los pocos lugares seguros de su oferta electoral es el primer lugar de la lista de diputados nacionales.

La elección de Bucca fue una imposición del grupo de intendentes que apoyan a Randazzo, que igual quedaron muy disgustados porque pretendían hacer una lista de unidad con Cristina y le reprocharon a Randazzo que se haya reunido por su cuenta y sin avisarles con la ex presidenta, para terminar rompiendo los puentes o negociando mal. O las dos cosas.

Casamiquela es una abogada de Florencio Randazzo que apreció junto al ex ministro cuando este presentó su espacio en un extraño "lanzamiento" en el que no permitió el ingreso de la prensa ni del público.

Logró sobre el final esta abogada, quitarle el lugar a la senadora María Laura Leguizamón y la diputada platense Valeria Amendolara.

La lista de diputados nacionales Randazzo se completa, en ese orden, con Juan Manuel Abal Medina que quedó ubicado en el segundo lugar luego que Domínguez lo rechazara. Detrás del ex jefe de Gabinete se ubica María Eugenia Zamarreño, ex diputada nacional e histórica secretaria de Randazzo, actualmente en la Defensoria del Pueblo bonaerense que conduce el randazzista Guido Lorenzino.

Luego el diputado de Smata, Oscar Romero, que enfrenta una dura interna con el jefe de su medio, Ricardo Pignanelli. Y en quinto lugar apareció Marcelo Sain, el polémico creador de la Policía de Seguridad Aeroportuaria y un enemigo frontal de la Bonaerense.

La boleta confirma además que los dos grandes perdedores del cierre randazzista fueron Domínguez y el triunviro de la CGT, Héctor Daer, que dejó el massismo para asegurarse su reelección y terminó directamente afuera de todo.

El cierre sin embargo fue uno de los más traumáticos con versiones de desistimiento hasta el final. La gota que rebalsó el vaso fue la inconsulta visita de Randazzo del viernes por la noche al departamento de la Recoleta de Cristina Kirchner, que lo obligó a convocar a los intendentes este mediodía para explicarles lo inexplicable.

No es que le reprocharan tanto el diálogo sino que haya abierto una negociación tan crucial sin consultarlos y que encima haya sido a todas luces inconducente. El que planteó con más vehemencia la necesidad de ir a un acuerdo de unidad con Cristina en la reunión de este mediodía fue el intendente de Hurlingham, Juanchi Zabaleta, que intentó generar una sublevación pero no tuvo quórum. Su par de San Martín, Gabriel Katopodis, optó por un perfil bajo de resistencia pasiva.

El espacio de Randazzo quedó así en una situación extraña a medio camino del alivio por haber logrado presentar lista y la sensación que el cierre fue mucho menos impactante de lo que esperaban. "No tenemos nada en el armado es débil y el drama va a ser como conservamos los votos entre las primarias y la general", confesó a LPO una fuente de ese sector.

Randazzo resistió durante toda la jornada y a primera hora de la noche mandó a su vocero a filtrar las fotos en las redes sociales en la que aparecía completamente sólo firmando la lista como precandidato a senador. Igual, la primaria que iba a tener que enfrentar contra Ishii al final quedó disuelta porque el intendente de José C. Paz decidió postularse como senador provincial y puso para competir a su jefe de Gabinete, Gastón Yañez, casi un gesto testimonial.

Fuente: lapoliticaonline.com

Compartir en las redes sociales:

Comentarios - 0