Reciba las últimas noticias sobre temas interesantes con NewsHub. Instalar ahora.

Los Sauces: el juez Bonadio rechazó excarcelar a Víctor Manzanares, el contador de Cristina

18 de julio de 2017 22:14
26 0

Fuerte cruce entre Jorge Lanata y Juan Grabois

Después de que se cumplieron las primeras 24 horas de prisión preventiva de Víctor Manzanares -contador de Cristina Kirchner-, el juez Claudio Bonadio rechazó su excarcelación. En coincidencia con el fiscal Carlos Rívolo, consideró que las maniobras “de desvío configuran circunstancias objetivas que permiten tener por configurados los peligros procesales que justifican su encierro preventivo”. Además, el magistrado citó a indagatoria para el 1° de agosto a Carlos Sancho, quien recibió fondos por el pago de los alquileres bajo investigación.

Víctor Manzanares aún permanece en uno de los dos calabozos de la delegación de la Policía Federal en Río Gallegos, sobre la calles Fagnano y Pasteur. Su familia lo visitó anteanoche y le llevó frazadas y comida. Ayer por la mañana fue a visitarlo uno de sus abogados, Alejandro Baldini.

A 3.000 kilómetros de distancia, en los Tribunales de Comodoro Py su defensa, a cargo de Carlos Beraldi -abogado de la familia Kirchner-, esperaba la resolución sobre el pedido de excarcelación presentado, cuyos plazos habían vencían a las 15. Antes de esa hora, la decisión estaba tomada: el fiscal Rívolo en una resolución de cuatro hojas, denegó la excarcelación al contador de la ex presidenta, medida que acompañó después el juez.

“Las maniobras de desvío de fondos configuran circunstancias objetivas que permiten tener por configurados los peligros procesales que justifican su encierro preventivo”, consignó el fiscal en un planteo con el que coincidió Bonadio. Manzanares está detenido por “obstrucción a la justicia” en la causa Los Sauces, donde Manzanares y los Kirchner están procesados por asociación ilícita y lavado de dinero.

En primer lugar “se vació a la Sucesión Néstor Kirchner”, según el juez al traspasar los 18 inmuebles que allí había al “Condominio Máximo y Florencia Kirchner”, donde se incorporaron los bienes que Cristina cedió en partes iguales a sus hijos. Posteriormente, aquellos alquileres cuyos contrato se habían celebrado con la Sucesión, y tras un pedido del contador a la AFIP de un CUIT, comenzaron a cobrarlos con el condominio.

Esta maniobra se vio truncada cuando en el Banco Santa Cruz SA, el condominio no logró abrir una cuenta bancaria. En mayo, el juez Bonadio intervino dicha constitución que lleva el nombre de los hijos de la ex mandataria.

Como tercera instancia, y que fue determinante para que el magistrado pida su detención, Manzanares envió una carta a los inquilinos informando que “los montos adeudados en concepto de alquileres del inmueble propiedad del Condominio Máximo y Florencia Kirchner” debían depositarse “en la cuenta de la inmobiliaria Sancho” y se consignaron los detalles de la cuenta bancaria a nombre del ex gobernador Carlos Sancho (Caja de Ahorro en pesos: 4015607-8198-1).

El agravante, según la justicia, es que tanto la inmobiliaria Los Sauces SA como la Sucesión NK, cuentan desde diciembre de 2016 con interventores judiciales. Rívolo señaló que todas estas “maniobras del contador”, y “la familia Kirchner demuestran que su único fin fue sortear las intervenciones oportunamente ordenadas “ por la Justicia. Y recordó que las únicas personas “autorizadas en gestionar los alquileres de los inmuebles de la Sucesión y el Condominio son los interventores nombrado” por Bonadio.

Entre los argumentos esgrimidos por el fiscal y que avaló el juez, también se planteó que la “inmobiliaria Sancho” no estaba autorizada a cobrar los alquileres, tal como indicó Manzanares en la nota enviada a los inquilinos. “Debería saber el contador que en virtud de las intervenciones dispuestas y prorrogadas, que esto no es así”. Recordó que la inmobiliaria no sólo es “objeto de investigación”, sino que Máximo Kirchner es uno de sus principales socios, al igual que Osvaldo Sanfelice “procesado por asociación ilícita y lavado”.

Este viernes, el contador de Cristina Kirchner llegará a Buenos Aires. Viajará en un vuelo de Aerolíneas Argentinas y será trasladado primero a Comodoro Py, donde será notificado personalmente de la detención preventiva.Después, la Unidad de Servicio Penitenciario decidirá a dónde lo llevará, con altas posibilidades de que sea al Penal de Ezeiza.

Fuente: clarin.com

Compartir en las redes sociales:

Comentarios - 0