Reciba las últimas noticias sobre temas interesantes con NewsHub. Instalar ahora.

Zidane pregona la tranquilidad y la ilusión en el Real Madrid

17 de marzo de 2017 13:56
23 0

MADRID -- Bayern Munich y Real Madrid han quedado emparejados para medirse en la eliminatoria de Cuartos de Final de la Champions League que se disputará los próximos 12 de abril, en el Allianz Arena, y 18 del mismo mes, en el Santiago Bernabéu. Una eliminatoria “especial” para el contingente alemán, y peligrosa, para el Real Madrid, que ve amenazado su sueño de convertirse en el primer equipo en la era de Champions en refrendar el título como no había ocurrido en toda la temporada.

El Bayern es el cuadro alemán al que más veces se ha medido el equipo merengue y el historial está en su contra. Además de las cinco ocasiones en que el Madrid ha sido eliminado por el Bayern Munich, los bávaros llevan ventaja en el global histórico, con 11 victorias por dos empates y nueve derrotas en 22 partidos. Pero Zidane descarta el “miedo”. De los suyos y los rivales.

“No hablé con él (Ancelotti). No creo que ellos tengan miedo tampoco. Es un equipo muy fuerte, que lo están haciendo muy bien. Yo vivo de estos momentos y cuando jugaba prefería este tipo de partidos. No sé qué sucederá, pero me ilusiona mucho”, señaló el técnico en rueda de prensa.

Por otro lado, el Presidente de Relaciones Institucionales del Real Madrid, Emilio Butragueño, expresó su preocupación por lo complicado que es este nuevo desafío para su equipo.

“Es de los peores rivales que nos podía tocar”, admitió Butragueño, apenas concluyó el sorteo celebrado este viernes en Nyon y que emparejó al Real Madrid con un viejo y temido conocido, el Bayern Munich.

“Para ellos tampoco habría sido muy feliz. Este partido perfectamente podía ser la final. Van a ser dos partidos muy atractivos”, agregó Butragueño.

La eliminatoria entre el Bayern Munich y el Real Madrid se ha convertido prácticamente en un clásico del futbol europeo. De diez enfrentamientos en eliminatoria directa entre ambos, el Bayern Munich ha avanzado a la siguiente ronda en cinco ocasiones y el Real Madrid otras cinco.

Para la afición merengue es un motivo de temor, pues miran al líder de la Bundesliga como un equipo con más temple que el Real Madrid, que a estas alturas de la temporada y aún con el liderato de la Liga en mano, no termina de inspirar confianza.

La última vez que se vieron las caras, en 2014, el año de la ‘Décima’, cuando el conjunto merengue pasó por encima del cuadro bávaro en semifinales después de golear en el Allianz Arena por 4-0 gracias a los tantos de Cristiano Ronaldo y, cómo no, el talismán blanco Sergio Ramos para un global de 5-0. En aquel entonces, Carlo Ancelotti ocupaba el banquillo merengue, con Zinedine Zidane a su lado en un papel de aprendiz, Xabi Alonso vestía de blanco y Toni Kroos, sufría la amarga derrota como miembro del equipo bávaro.

Será un reencuentro “especial” para todos ellos; para el mediocampista español, quien militó en el club merengue durante cinco temporadas, tras anunciar su retiro recientemente.Para Ancelotti, que volverá a la que fuera su casa durante dos años por primera vez y se medirá a un equipo que ha cambiado muy poco desde su partida. Y para Zidane, que se enfrentará a un mentor que conoce profundamente a su equipo.

“Es un reencuentro maestro-alumno seguro. Estuve con él de segundo. Aprendí mucho con él, es muy buena persona y sabemos lo que ha hecho aquí. Jugar la ida ahí… normalmente se dice que mejor jugar la ida fuera y luego en casa. Pero no tengo preferencias, las eliminatorias siempre son 50-50, y más en esta. Estoy contento de que nos volvamos a encontrar porque será un partido fantástico. ”, dijo Zidane.

Fuente: espn.com.ar

Compartir en las redes sociales:

Comentarios - 0